Los gobiernos socialistas gastaron 45.000 euros en viajes a Cuba y China

Los gobiernos anteriores del Ayuntamiento de Castelldefels formados por PSC, CiU e ICV gastaron 45.000 euros en viajes, alojamiento y dietas con motivo del desarrollo de dos proyectos de hermanamiento con la ciudad cubana La Habana Vieja, y la localidad china Wuxi.

Los viajes comenzaron en el año 2.000 cuando el entonces Concejal de Paz y Solidaridad, J.M Patón y el exalcalde de Castelldefels, Agustín Marina (PSC), viajan a la Habana Vieja para firmar el protocolo de cooperación y hermanamiento entre las dos ciudades, y llevar donaciones y material.

Tras ello, se sucedieron cuatro viajes más de posteriores concejales que, en alguna ocasión, fueron acompañados de técnicos municipales y de ciudadanos y entidades de Castelldefels. Estos últimos se costeaban ellos mismos el viaje organizado por el Ayuntamiento. El proyecto acabó suponiendo a las arcas municipales un gasto de 34.000 euros para pagar los viajes, el alojamiento, las dietas, y otros gastos empleados en la realización de una muestra de videos de la televisión cubana, y de un extenso reportaje de fotografías que posteriormente son expuestas en la ciudad.

El actual gobierno, una vez comienza el mandato en 2011, pone fin al hermanamiento considerando que la ciudad tiene otras prioridades y decide también poner fin a las partidas que aportaba el Ayuntamiento de Castelldefels al Fons Català de Cooperació cada año para financiar diversos proyectos en Sudamérica y África.

El proyecto de hermanamiento a China se gesta en el año 2008 por iniciativa del exalcalde Antonio Padilla (PSC), con el objetivo de iniciar un intercambio cultural y empresarial entre la localidad china de Wuxi y Castelldefels. La iniciativa, a pesar de costar 10.000 euros a las arcas municipales, no da frutos y se da por terminado.